H&M lanza nuevas prendas y propósitos sostenibles con el medio ambiente

La compañía textil H&M ha presentado esta mañana su nueva colección 'Conscious', elaborada a partir de materiales orgánicos o reciclados y un novedoso tipo de poliéster compuesto en su totalidad de plástico reciclado procedente de residuos de las orillas marinas.
64

H&M ha presentado esta mañana su colección Conscious Exclusive 2017, compuesta por prendas de vestir para mujeres, hombres y niños, así como complementos (bolsos, pendientes, zapatos) y perfume, elaborados a partir de materias orgánicas y productos reciclados en su totalidad.

El vestido emblema de la colección, con textura vaporosa y forma plisada en tono nude, está elaborado a partir de 89 botellas PET que dan como resultado Bionic®, un tipo de poliéster reciclado de deshechos del mar. “Con Bionic® tenemos la oportunidad de experimentar con nuevos materiales y nuevos procesos”, explica Nuria Ramírez, directora de Sostenibilidad de H&M España.

“Desde 1997 hemos invertido muchos recursos y nos hemos ido adaptando a los retos que se han puesto de manifiesto en la industria”, señala Ramírez, que ha recordado que según las estimaciones de Naciones Unidas en 2050 la población mundial aumentará hasta los 10 billones de personas y serán necesarios dos planetas y medio para satisfacer su demanda.

Otras prendas de Conscious Exclusive 2017 están elaboradas a partir de seda orgánica, que proviene de gusanos de seda que viven moreras orgánicas, mejores para la salud de los agricultores y del medio ambiente, al crecer sin pesticidas químicos, fertilizantes o fibras genéticamente modificadas. Los pendientes, elaborados con vidrios y plásticos.

Por su parte, los tres perfumes están compuestos por aceites ecológicos, que han recibido la certificación de producto orgánico por la asociación independiente Ecocert.

1 de 5
2 de 5
3 de 5
4 de 5
5 de 5

Nuevos objetivos en el horizonte

En la compañía sueca llevan años trabajando en la línea de la sostenibilidad, porque como subraya Ramírez “si queremos ser una empresa exitosa y sostenible en el futuro tenemos que cambiar la forma de hacer hoy las cosas”.

En este sentido han cumplido ya varios de los objetivos que perseguían. En 2016 el 96% del total de la electricidad utilizada por la empresa en sus propias operaciones ha procedido de fuentes renovables y el 43% del algodón utilizado ha sido de origen orgánico, siendo nombrado H&M como el mayor usuario a escala internacional de algodón certificado por la iniciativa Better Cotton. En 2020 los objetivos se incrementan hasta el 100% de energía renovable y el 100% de algodón sostenible.

Además, en 2016 H&M utilizó poliéster reciclado equivalente a más de 180 millones de botellas de plástico.

“Queremos utilizar nuestro tamaño y escala para liderar el cambio hacia una moda circular y renovable y, al mismo tiempo, para que la empresa sea más justa e igualitaria. Por eso hemos desarrollado una nueva estrategia dirigida a llevar un paso más allá nuestro trabajo en materia de sostenibilidad”, explica Anna Gedda, responsable de sostenibilidad del grupo H&M.

En 2030 la compañía sueca tiene como objetivo utilizar en sus productos solamente materiales reciclados o procedentes de otras fuentes sostenibles. Un objetivo ambicioso si se tiene que cuenta que en 2016, este porcentaje fue del 26%.

El objetivo del grupo H&M es convertirse en un grupo positivo en términos climáticos en la cadena de valor empresarial completa para el 2040.

En 2040 el propósito es ser una compañía positiva en términos climáticos, es decir, la empresa trabajará para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero emitidas por su cadena de valor empresarial y compensará aquellas que sean inevitables. Un objetivo que va dando pasos: En 2016, el grupo H&M redujo sus emisiones de CO2 en un 47% en comparación con 2015.

El reciclaje está de moda

En 2013 H&M puso en marcha una iniciativa orientada a lograr una economía 100% circular fomentando el reciclaje textil a través de la recogida en tienda de ropa usada y una compensación económica en forma de descuento en la compra.

“Se trata de pasar de una manera de producir lineal a circular. En vez de producir, comprar, usar y tirar, el último paso sería devolver la prenda después de su vida útil para su posterior uso”, explica Ramírez. “Es convertir un residuo en un recurso”, subraya.

En total, desde que se lanzó la iniciativa de recogida de prendas, se han recuperado 39.000 toneladas de textil -3.500 en España- que no acaban en vertederos, como el 98% que sí lo hace, según ha explicado la directora de Sostenibilidad en España, que ha recalcado que este país ha sido el tercero en contribución de 48 donde está implantada la acción.

Para 2020, el objetivo asciende a la recogida de 25.000 toneladas anuales.

El debate de las condiciones laborales

La visión de la compañía es “liderar el cambio hacia una moda circular siendo una compañía justa e igualitaria” y en este último punto también está trabajando la sueca.

“La mejora de las condiciones de trabajo en la industria textil depende de que se establezca un diálogo fructífero en el mercado laboral, así como en las fábricas”, explica la compañía.

Para ello H&M sigue ampliando las relaciones industriales del grupo y los programas por un salario justo. En este marco, continúa el trabajo del grupo H&M para implementar en 140 fábricas de sus proveedores sistemas de gestión de sueldos mejorados para alrededor de 250.000 trabajadores, así como la formación sobre diálogo en el lugar de trabajo impartida a alrededor de 370.000 trabajadores y directivos de 290 fábricas.

64
Comentarios