Compromiso social y voluntariado corporativo en Repsol YPF

0

El compromiso social es, junto con la ética y la transparencia, y el medio ambiente y la seguridad, uno de los tres pilares sobre los que se asienta la responsabilidad corporativa en Repsol YPF.

Abarca tanto a sus empleados como a la comunidad de la que forma parte y una de sus principales concreciones es la acción social. A través de ella se promueven iniciativas que contribuyen al crecimiento autosostenible de la comunidad donde se realizan, suponen una inversión para su futuro, favorecen su desarrollo y promueven la generación de empleo, la educación, la salud, la integración de grupos desfavorecidos y la protección del medioambiente.

LOS PROYECTOS QUE ABORDAMOS han de cumplir una serie de requisitos entre ellos, que sean promovidos por instituciones de reconocido prestigio, que prioritariamente estén localizados en aquellos lugares donde tenemos presencia y que posean un claro trasfondo social, es decir, que respondan a necesidades sociales de las comunidades o países donde actuamos.

ALGUNOS DE ELLOS SE REALIZAN a través de la participación activa de los empleados de Repsol YPF que se implican personalmente en la propuesta, diseño y ejecución de proyectos sociales. Quisiera referirme a dos ejemplos, uno en España y otro en.

Argentina EN ESPAÑA, REPSOL YPF MANTIENE una estrecha colaboración con la Fundación Junior Achievement para realizar programas en los cuales los empleados de la compañía emplean parte de su tiempo en centros educativos de la Comunidad de Madrid ejerciendo de docentes.

Son programas dinámicos que incitan a la participación de los alumnos y fomentan aptitudes como el trabajo en equipo, la planificación de tareas o el liderazgo y contribuyen a un mejor conocimiento de la sociedad en la que viven y de su futuro entorno laboral.

ENTRE 2004 Y 2005, 355 alumnos se han beneficiado de esta formación complementaria en diez centros a través de quince programas agrupados en tres proyectos: «Nuestra comunidad», «Las ventajas de permanecer en el colegio» y «Liderazgo comunitario».

En el primero de ellos, los alumnos, –niños de 7 años– aprenden a identificar las distintas ocupaciones existentes en una comunidad y a comprender las responsabilidades y derechos de los ciudadanos.

La finalidad del segundo, dirigido a niños de 12 años, es evitar el abandono escolar. Se lleva a cabo en colegios de zonas desfavorecidas y trata de hacerles reflexionar sobre la importancia de su educación. El tercero va dirigido a estudiantes de dieciséis y diecisiete años. Su objetivo es potenciar competencias tales como la iniciativa, el trabajo en equipo, la capacidad de organización y el liderazgo, responsabilizándose de elaborar y aplicar un proyecto de servicio a la comunidad local.

EN ARGENTINA Y POR TERCER AÑO consecutivo, Repsol YPF a través de la Fundación YPF ha llevado a cabo el programa ‘La Energía Solidaria’. Se trata de un programa en el que se realiza un concurso interno de propuestas de acción comunitaria.

Su propósito es consolidar los vínculos entre la empresa y la comunidad a través de acciones ligadas al desarrollo y a la sostenibilidad, actuando los empleados como líderes y mentores de los proyectos.

EN SUS TRES AÑOS DE VIDA, 440 empleados han liderado 95 proyectos que cubren una enorme variedad de actuaciones.

El componente fundamental del éxito de estas iniciativas empresariales ha sido la implicación personal de aquellos en la gestión del proyecto, su interés, conocimientos y tenacidad que incluso les ha permitido convertir sus «hobbies» en una iniciativa empresarial capaz de generar riqueza. Los proyectos son elegidos por un Jurado compuesto por empleados de todas las regiones de Argentina.

Alrededor de 27.000 personas se han beneficiado de estos proyectos con una financiación que asciende a 450.000 y que ha implicado hasta este momento a 141 ONGs.

SE HA DICHO, MUY ACERTADAMENTE, que el voluntariado contribuye a la formación del capital social al fomentar la confianza entre los ciudadanos y establecer normas de solidaridad y reciprocidad, indispensables para la estabilidad de las comunidades. Pues bien, el voluntariado corporativo además facilita la participación directa de los empleados en la acción social de la compañía, contribuyendo con su ilusión, tiempo y esfuerzo a dar respuesta a necesidades de la sociedad y al establecimiento de vínculos duraderos con ella.

Por José María Pérez Garrido
0
Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.