El "machismo" de El Corte Inglés

CE23 diciembre 2007
2

De un tiempo a esta parte, El Corte Inglés viene enfrentando diversas demandas que cuestionan sus políticas por impulsar la igualdad. La última de ellas la interpuso el sindicato UGT, que acusó a la compañía de ejercer una «práctica empresarial discriminatoria» al obligar a sus trabajadoras, y no a sus empleados varones, a vestir de uniforme.

De acuerdo con el Sindicato, las mujeres están obligadas vestir un uniforme con las piezas y los colores que la empresa elige y con la obligación de lucir la misma prenda. Esta práctica, siempre según la opinión de UGT, infringiría el artículo 14 de la Constitución Española, que establece el principio de igualdad y no discriminación.

No es la primera vez que la empresa de distribución se enfrenta a una demanda por supuesta discriminación. El pasado mes de septiembre, el Juzgado de lo Social número 13 de Barcelona estimó una demanda interpuesta por la Administración, tras una Inspección de Trabajo, al comprobar que los porcentajes de presencia de hombres en los puestos de Jefes en uno de sus centros de Barcelona eran muy superiores a las mujeres.

En los razonamientos del fallo se argumentaba que el sistema de nombramiento de Jefes o Mandos es discriminatorio y que, por consiguiente, debe modificarse. El centro inspeccionado de Barcelona tiene una plantilla de 324 trabajadores, de los cuales el 50,9 % son hombres y el 49 % mujeres y, sin embargo, en el grupo de Jefes o Mandos del centro la proporción es de 90,2 % hombres y 9,7 % mujeres. Al parecer esta «desproporción» no es achacable sólo a ese centro de Barcelona sino que los resultados son muy similares en el resto de los centros de El Corte Inglés.

No nos gustan las «cuotas», pero cuando los números «cantan» tanto, no nos extraña que otros se sirvan de ese argumento para «imponerlas».

2
Comentarios