“El Reto de Carmen” reúne a más de 50.000 mujeres para luchar contra el cáncer de mama

CE10 diciembre 2010
0

Buckler 0,0, patrocinador del circuito femenino de running solidario, «La Carrera de la Mujer 2010», ha querido apoyar este año de una forma muy especial a las mujeres en su lucha contra el cáncer de mama, a través de «El Reto de Carmen».

Carmen, que personifica el espíritu de superación y lucha ante esta enfermedad, estuvo realizando un llamamiento para que 50.000 mujeres corrieran con ella en las nueve ciudades españolas en donde se llevó a cabo «La Carrera de la Mujer 2010». Si Carmen conseguía llegar a esta cifra total de participantes al finalizar las nueve carreras del circuito y lograr por tanto este Reto, Buckler 0,0 realizará una donación de 50.000 euros a la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC). Y lo ha conseguido. La aportación será destinada al apoyo psicológico para la atención integral del tratamiento del cáncer de mama que la AECC ofrece tanto a los pacientes como a los familiares de los afectados.

En todas y cada una de las carreras Carmen, un ejemplo de fortaleza y lucha, como miles de mujeres anónimas españolas, que ha superado en dos ocasiones el cáncer de mama, está presente para correr junto a sus compañeras y poder lanzar un mensaje lleno de optimismo y de esperanza, de solidaridad y de celebración por la vida.

Buckler 0,0 reafirma un año más su compromiso ante una causa común, el cáncer de mama, enfermedad que afecta a más de 16.000 mujeres al año en nuestro país, según datos de la AECC. La atención integral es clave en cualquier tipo de cáncer y diversos estudios demuestran la efectividad de una adecuada terapia psicológica como parte del tratamiento médico. Según la Asociación Española Contra el Cáncer, entre el 20-35% de los pacientes con cáncer presentan problemas psicológicos tras el diagnóstico.

El 40% de los pacientes que reciben quimioterapia presentan síntomas depresivos y de ansiedad. En numerosas ocasiones, también se observan problemas adicionales referidos a los cambios en la imagen corporal, miedo y preocupación ante la enfermedad. Con un adecuado apoyo psicológico se consiguen mejoras en el estado anímico y de respuesta ante la enfermedad, se aumenta el espíritu de lucha ante la misma y se reducen los niveles de alteración emocional.

0