Sustainable Brands 2019: afrontando los nuevos desafíos de la humanidad

La quinta edición de Sustainable Brands en España se ha celebrado los pasados días 17 y 18 de octubre en el espacio CentroCentro de Madrid bajo el lema ‘Moonshots for humankind, creating mind-sets to rock the change’ (‘Moonshots’ para la humanidad: Creando un cambio de mentalidad para afrontar el cambio).
34

Imagen de uno de los paneles de expertos que han compartido sus 'moonshots' y los de sus organizaciones para hacer frente a los grandes desafíos medioambientales. Foto: Quiero.

Tras su nacimiento en Barcelona en 2015, se ha convertido en un evento sobre sostenibilidad de referencia en España, atrayendo a un gran número de asistentes y contando con ponentes, líderes de opinión y profesionales inspiradores, tanto nacionales como internacionales, de gran relevancia.

Además de las ponencias, durante los dos días de Sustainable Brands se realizaron conferencias plenarias, talleres, sesiones dinámicas para ayudar a identificar problemas específicos de negocio, y hubo espacios para hacer networking con los asistentes y ponentes.

Todo el evento giró alrededor del concepto moonshot, una expresión en inglés que se puede definir como un proyecto ambicioso e innovador que aborda un gran problema, que se emprende sin ninguna expectativa de rentabilidad o beneficio a corto plazo y que propone soluciones radicales.

Por tanto, todo lo que se expuso en el evento estaba relacionado con cuáles eran los retos de las organizaciones invitadas y cómo los consiguieron o cómo los están trabajando.

Extinction Rebellion y Nasa o cómo abordar los retos

Andrew Medhurst, voluntario y activista por el clima, presentó el movimiento Extinction Rebellion como una organización civil de protesta directa y no violenta que pretende salvar a la humanidad de la extinción que puede provocar el cambio climático.

Según Medhurst, la lucha contra el cambio climático no está funcionando porque existe una visión cortoplacista, por la falta de implicación del sistema capitalista y porque es necesaria una acción global a nivel planetario que no se está produciendo como se debería.

Puso como ejemplo a seguir todo lo que se decidió e hizo para reparar la capa de ozono, y dijo que el reto principal a conseguir es la implicación política a escala planetaria.

Para Jim Adams, Jefe de Tecnología Adjunto retirado de la Nasa, los ingredientes principales para lograr un moonshot son tener una clara visión definida, ser capaces de comunicarlo a quien lo debe hacer posible y finalmente ser perseverante.

En palabras de Adams, “siempre habrá quien diga que lo que quieres hacer es imposible. Un 20% dirá que es imposible, un 10% actuará como líder y el 70% restante serán indecisos a los que habrá que convencer con liderazgo y con una clara comunicación de qué y para qué estamos trabajando”.

Marc Buckley, defensor oficial de los ODS de la ONU. Foto: Albert Vilariño.

Dejar de hacer lo mismo si se quieren resultados diferentes

La importancia de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) fueron reivindicados por Marc Buckley, defensor oficial de los ODS de la ONU.

Señaló que, como si de la pirámide de Maslow se tratara, los cuatro ODS relacionados con la biosfera forman la base sobre la que se asientan los ocho relativos a sociedad, y sobre estos estarían los cuatro relacionados con la economía, y que el eje vertebrador de la estructura son las alianzas, u ODS 17.

Hizo hincapié en que se debe cambiar el rumbo si se quiere solucionar el cambio climático, ya que “si reduces la velocidad en una autopista mientras te mueves en contradirección, lo único que haces es moverte más despacio en la dirección incorrecta”.

Julio Lumbreras, miembro de la Junta de Misiones de la Comisión Europea para ‘Ciudades inteligentes y neutrales al clima’, declaró que la actual aproximación incremental no está funcionando para quedar por debajo de los dos grados centígrados de incremento de temperatura en 2050.

Se necesita un cambio sistémico y exponencial si se quiere lograr ese reto, acompañado de colaboraciones radicales, alineación de instrumentos regulatorios y tecnológicos, y el compromiso de todos los ciudadanos.

La emprendeduría también tuvo su espacio en Sustainable Brands de la mano de Bas van Abel, fundador de Fairphone, la empresa fabricante de teléfonos móviles producidos con el mínimo impacto negativo posible para las personas y el planeta.

Abel explicó el proceso que siguió desde que consiguió el crowdfunding necesario para empezar su proyecto hasta que la empresa tuvo el producto terminado, pasando por anécdotas como que el ministerio de comunicaciones del Congo le pidiera 250 dólares de soborno para poder operar en el país.

Silvia Bruno de la Cruz, directora de Tecnología e Innovación de Red Eléctrica de España. Foto: Quiero.

Emisiones cero para 2050, el moonshot de Red Eléctrica

Silvia Bruno de la Cruz, directora de Tecnología e Innovación de Red Eléctrica de España, citó que el 75% de las emisiones de CO2 a nivel mundial están causadas por el sector energético. Para reducir el impacto de la empresa en ese ámbito, en Red Eléctrica se han propuesto llegar a un escenario de cero emisiones para 2050.

Durante su intervención, Bruno destacó que para tener nuevos resultados hay que cambiar la mentalidad del “si ya funciona, para qué cambiar” que existe en muchísimas organizaciones.

La transición hacia ese nuevo escenario será la consecuencia lógica y temporal de otros retos que ha afrontado la empresa en el pasado como fueron la interconexión de toda la red española, la integración de la energía renovable y el tren de alta velocidad, o la transición energética.

Además del propio reto general, el equipo de innovación de Red Eléctrica también tiene su propio moonshot, y que no es otro que 14 personas de ese departamento traten de cambiar una empresa de 2.000 trabajadores en un entorno regulado como en el que opera la organización.

Economía circular para superar los retos marcados

De manera similar a Red Eléctrica, la empresa Interface, dedicada a la fabricación de alfombras y moquetas, se marcó en el lejano 1994 el objetivo Mission Zero consistente en conseguir no tener ningún impacto negativo en el medio ambiente en 2020, y está a punto de lograrlo.

Su gerente regional de Sostenibilidad, Jon Khoo, explicó la evolución del objetivo en estos últimos 25 años  y destacó la importancia de la economía circular en su empresa.

Por su parte, Chep, la empresa de soluciones innovadoras para la cadena de suministro y referente en la aplicación de la economía circular, estuvo representada por su vicepresidente para el sur de Europa, Enrique Montañés, que expuso la estrategia de la empresa basada en la eliminación de desperdicios, la erradicación de viajes sin carga útil en los camiones, y la reducción de ineficiencias en sus procesos.

También resaltó el gran reto que es para el sector logístico el ser sostenible cuando las demandas del público en términos de rapidez de entrega son cada vez más exigentes.

El responsable de Chep resaltó el gran reto que es para el sector logístico el ser sostenible cuando las demandas del público en términos de rapidez de entrega son cada vez más exigentes.

La colaboración es también clave para alcanzar los objetivos

En la mesa dedicada a conseguir el objetivo de desperdicio cero se hizo patente por parte de todos los ponentes la necesidad de alianzas para alcanzar los objetivos tanto individuales de las empresas como globales para el planeta.

Por un lado, Marc Buckley repetía intervención y jugaba su papel de ‘presionador’ de empresas desde su figura de defensor de los ODS, con la intención de que esa presión sirva para que las empresas se muevan e innoven radicalmente para cumplir los Objetivos.

Por otro, Ana Gascón, directora de RSC de Coca Cola Ibérica, explicaba los esfuerzos de la empresa para conseguir el desperdicio cero.

Mientras, la empresa Polymateria, representada por su CEO, Niall Dunne, está desarrollando un nuevo estándar en plásticos biodegradables y compostables para ayudar a la naturaleza a lidiar con la contaminación plástica.

La colaboración y alianzas entre estas partes, esto es, las organizaciones que empujan para mover a las empresas a escenarios más sostenibles, las empresas que desarrollan nuevas tecnologías dirigidas a solucionar problemas, y las empresas comprometidas en lograr el desperdicio cero, tienen un efecto multiplicador a la hora de conseguir los retos y objetivos fijados en ese ámbito.

Taller impartido por Friederike Riemer, cocreadora de Future Scientist.

Otras ponencias y talleres

Además de los mencionados, Sustainable Brands Madrid tuvo otros momentos de interés como por ejemplo los talleres para que los asistentes desarrollaran su propio marco moonshot para identificar sus próximos grandes proyectos, u otro para aplicar el concepto moonshot al área temática de los océanos saludables.

Otras empresas como Heineken y L’Oréal también explicaron sus estrategias de sostenibilidad y los retos a los que se enfrentan para conseguir sus objetivos, como son la reducción del agua utilizada en el primer caso y la reducción del plástico en su packaging en el segundo.

Por último, hubo otras intervenciones interesantes, como por ejemplo la dedicada a los alimentos. Se analizaron los retos en ese campo asociados a la creciente población mundial, la urbanización, los cambios en la dieta y el aumento de los ingresos de las personas, y se debatió sobre cómo resolver los impactos de todo ello en el medio ambiente y la sociedad.


34
Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.