Nespresso dona 152 toneladas de arroz a bancos de alimentos con el reciclaje de sus cápsulas

El proyecto de ‘Arroz Solidario’ utiliza el sistema de reciclaje propio de Nespresso para aprovechar el poso de café de las cápsulas recicladas y elaborar un compost agrario con el que cultivar arroz de alta calidad.
5

Por décimo año, Nespresso ha donado a la Federación Española de Bancos de Alimentos (Fesbal) todo el arroz obtenido a través de su proyecto Arroz Solidario. Gracias al compromiso e implicación de los consumidores a la hora de reciclar sus cápsulas de café, en este año se han donado 152 toneladas de arroz, un 30% más que en 2020, a los bancos de alimentos de España.

Aprovechando la reciclabilidad de las cápsulas de aluminio de Nespresso, y utilizando el sistema propio de recogida y reciclaje de la marca, el proyecto Arroz Solidario busca dar una nueva vida a este producto. Las cápsulas usadas que los consumidores reciclan se envían a una planta de compostaje gestionada por Tradebe, compañía de servicios medioambientales, que está ubicada en Jorba, cerca de Barcelona. En esta planta, el aluminio con el que están fabricadas las cápsulas, al ser un material infinitamente reciclable, se separa y se traslada a otra planta de tratamiento para su posterior refundición y reutilización como materia prima.

“El sistema de reciclaje de las cápsulas Nespresso encaja a la perfección con un modelo de economía circular y sostenible. Una vez recibimos las cápsulas utilizadas a nuestra planta de compostaje, nos encargamos de separar los posos de café restantes del aluminio para que cada elemento tenga una segunda vida. El poso se convierte en compost de alta calidad y el aluminio se incorpora de nuevo al proceso productivo como materia prima, evitando así la explotación de nuevas materias. La tecnología hace posible esta separación, pero es imprescindible la colaboración y compromiso del consumidor en el primer eslabón del proceso a la hora de reciclar la cápsula”, explica Adriana Blasco, Corporate Communications manager de Tradebe.

El compost obtenido se utiliza posteriormente en Tarragona, en el Delta del Ebro, para cultivar unas 49 hectáreas de campos de arroz. De ello se encarga la cooperativa Cámara Arrocera del Montsià. “El compost procedente de estas cápsulas nos permite obtener un arroz de alta calidad, muy característico de esta zona de Tarragona. Además, este compost contribuye a enriquecer las propiedades del suelo. Al tratarse de un abonado orgánico mejora su estructura y contribuye, a su vez, a luchar contra el cambio climático”, comenta Marcel Matamoros, responsable de arroz de la Federació de Cooperatives Agràries de Catalunya y presidente de la Cámara Arrocera del Montsià.

Cuando llega el momento de la recolección, Nespresso compra la totalidad de la cosecha a esta cooperativa agraria, y la dona a la Federación Española de Bancos de Alimentos (Fesbal) y sus 54 bancos de alimentos asociados, estos coordinan la entrega para que llegue el arroz a los más necesitados en toda la geografía española.

Los bancos de alimentos, especialmente en este último año, están viendo cómo tras el inicio de la pandemia el número de familias que solicitan ayuda ha incrementado exponencialmente. “Poder transformar cápsulas de café en toneladas de arroz es una gran idea que combina creatividad, solidaridad y sostenibilidad, y que supone un gran apoyo para cubrir una de las necesidades básicas de muchas personas de todo el país, la alimentación, especialmente ante esta crisis social y económica como consecuencia de la covid-19”, ha indicado Miguel Fernández, director de Fesbal.

Desde su primera edición en 2011, el proyecto Arroz Solidario de Nespresso ha donado a los Bancos de Alimentos, más de 1.000 toneladas de arroz, llegando a más de un millón y medio de personas.

5
Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.