La pandemia dibuja un nuevo mapa del sinhogarismo en Madrid

Solidarios para el Desarrollo y Acción en Red llevan a cabo un recuento de personas sin hogar para evaluar la situación del colectivo tras el confinamiento.
CE13 agosto 2020
0

Solidarios para el Desarrollo y Acción en Red han llevado a cabo un recuento de personas en situación de calle en la ciudad de Madrid con el objetivo de conocer el estado y las necesidades del colectivo, especialmente tras el confinamiento y el fin del Estado de Alarma derivados de la crisis sanitaria de la COVID-19.

A lo largo de ocho jornadas repartidas en dos semanas durante el mes de junio cerca de 70 voluntarios han recorrido los distritos de Arganzuela, Carabanchel, Centro, Chamartín, Chamberí, Latina, Moncloa, Retiro, Ciudad Lineal, Usera, Tetuan, Salamanca, Puente de Vallecas y Moratalaz.

La necesidad de visibilizar las consecuencias y el impacto de la situación sociosanitaria sobre las personas sin hogar así como a la red de apoyo es el origen de un mapeo cuyo antecedente más inmediato es el último recurso municipal de personas sin hogar llevado a cabo por el Ayuntamiento de Madrid en diciembre de 2018.

Más vulnerabilidad más repartida

Aunque con metodologías y recursos no equiparables a dicho informe, el trabajo de campo de los voluntarios y voluntarias pone de manifiesto que el número de personas en situación de personas no ha disminuido y revela algunas dinámicas clave como la dispersión por diferentes distritos de la capital o la movilización de personas sin hogar a distritos donde tradicionalmente no ha habido.

De esta manera, aunque el distrito Centro continúa acogiendo la mayor masa de personas sin hogar (un 28,6%), el porcentaje ha disminuido notablemente con respecto al recuento municipal, que lo cifraba en un 41% en 2018. En el sentido inverso, el distrito de Arganzuela pasa del 8,6% al 13,6% entre ambos informes, y el de Moncloa del 4,4% en 2018 al 11% actual.

Por otro lado, distritos como Usera o Carabanchel, que prácticamente no contaban con personas sin hogar en 2018 presentan un claro incremento desde el recuento municipal: de un 0,2% a un 2,46% en el caso de Usera y de un 0,5% a un 3,3% en Carabanchel.

Entender para atender

El fin del confinamiento y con él el cierre de algunos de los recursos de emergencia puestos en marcha por la Red Municipal para la Atención de Personas Sin Hogar a partir del 1 de marzo (tales como el dispositivo especial de Ifema) son el punto de partida de una ‘nueva normalidad’ también para las personas sin hogar.

Así lo explica el responsable del Programa de Atención a Personas sin Hogar de Solidarios para el Desarrollo, Jesús Sandín. En su opinión, el reciente recuento pone de manifiesto “la necesidad de sondear los distritos que están dentro y fuera de la M-40 y de poner en marcha estudios que permitan una trazabilidad del itinerario vital de las personas sin hogar, entender su movilidad entre localidades y las razones a las que obedece”.

Para Ana Vázquez, coordinadora del Proyecto contra la Exclusión Social, de Acción en Red, se trata de comprender la realidad “diversa” y “compleja” del sinhogarismo “para trabajar no tanto en clave de emergencia como de derechos humanos y desde la prevención para que las personas no lleguen a estar en situación de calle”.

Un objetivo para el que, coinciden ambas organizaciones, se hace indispensable la implicación y el compromiso de todas las administraciones.

0
Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.