Las fundaciones mantienen su actividad y empleo pese a la crisis económica

CE24 septiembre 2014
0

El sector fundacional español ha mantenido su actividad durante el periodo de crisis correspondiente a los años de 2008 a 2012, en que se ha producido un ligero aumento de los gastos al pasar de 7.600 millones de euros a 7.939 millones de euros, de acuerdo con el segundo informe sobre El sector fundacional en España: atributos fundamentales.

El documento ha sido elaborado por el Instituto de Análisis Estratégico de Fundaciones (INAEF) y refleja la actualidad del sector en base al análisis pormenorizado del mismo en el periodo 2008-2012.

De acuerdo con el análisis llevado a cabo por los expertos, las fundaciones españolas han utilizado su capital y han desinvertido con el objetivo de mantener la actividad fundacional. Esto es debido al comportamiento de ingresos y gastos que durante todo el período considerado -con excepción del año 2009-, han superado a los ingresos. A este respecto, los activos se reducen en un 13% y los ingresos en un 22%, mientras que los gastos lo han hecho en un 6,8%.

Durante este periodo de tiempo también se ha producido un aumento el número de beneficiarios directos netos de la actividad fundacional durante el periodo de crisis. Así, en 2008 hubo 17,8 millones de beneficiarios y en 2012 29,86 millones de personas.

Aunque los expertos destacan la relevancia alcanzada por la actividad fundacional en lo que se refiere a su impacto social, ponen de relieve que se comienza a vislumbrar el agotamiento del sector fundacional para hacer frente al conjunto de necesidades sociales derivadas de la crisis.

El comportamiento del sector desde el punto de vista del empleo ha sido positivo desde el comienzo de la crisis en comparación con el comportamiento en el conjunto de la economía española. Así el número de empleos directos remunerados ha pasado de 181.547 en 2008, a 196.551 en 2012.  

Los datos ponen de manifiesto la contribución del sector fundacional al desarrollo socio económico de España y su capacidad de hacer frente a la crisis con respecto a otros sectores de actividad. Pero las cifras revelan que “el sector requiere de la urgente puesta en marcha de mejoras normativas –mecenazgo-, como una necesidad vital para que las fundaciones tengan un funcionamiento técnicamente mejor y mejore su eficacia en el cumplimiento de los fines de interés general”.

Distribución geográfica

Por comunidades autónomas Madrid es la comunidad autónoma con mayor número de fundaciones activas en los años 2010, 2011 y 2012, que junto con las de Cataluña, suponen alrededor del 45% del total de las fundaciones activas efectivas españolas.

En cuanto a la densidad fundacional –número de fundaciones por número de habitantes- se situaron a la cabeza en 2011 las comunidades autónomas de Navarra y Madrid, con 34 fundaciones por cada 100.000 habitantes, y en 2012 ostentaron dicha posición Madrid y Cantabria, con 32 fundaciones activas efectivas por 100.000 habitantes.

Por lo que respecta a la adscripción administrativa por registros y protectorados, desde el año 2010, en que el 72,47% de las fundaciones activas efectivas españolas estaban vinculadas a Protectorados autonómicos, el porcentaje ha ido en descenso, llegando a un 67,82% en 2012, como consecuencia de la extinción de Fundaciones Públicas de las CCAA debido al proceso de ajuste fiscal y al redimensionamiento del sector público autonómico.

En el caso de los Protectorados estatales, el porcentaje ha ido en aumento, desde el 29,87% del año 2010 hasta alcanzar el 32,18% en 2012, siendo los principales por volumen de fundaciones los de los Ministerios de Educación, Cultura y Deporte  y Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.

0
Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.