La crisis frena las denuncias por violencia de género en el 91% de mujeres encuestadas por Addeco

Hoy, 25 de noviembre, se celebra el Día Internacional Contra la Violencia de Género, una conmemoración que invita a reflexionar sobre la situación de las mujeres que atraviesan esta situación.
CE25 noviembre 2015
0

Fundación Adecco ha elaborado, por cuarto año consecutivo, un informe basado en una encuesta a 300 mujeres víctimas que han acudido a sus oficinas en busca de una oportunidad laboral durante el último año. Además, se han analizado los datos de denuncias por violencia de género ofrecidos por el Consejo General del Poder Judicial.

El estallido de la crisis en 2007 no sólo afectó de lleno a la economía y al empleo, sino que tuvo otros efectos colaterales en el ámbito social, concretamente en el plano de la violencia de género. De este modo, y ante un mercado laboral cada vez más deteriorado, no fueron pocas las mujeres que alargaron la situación de violencia, por miedo a no encontrar empleo y no poder salir adelante por sí mismas, temiendo además que su cónyuge perdiera su trabajo y sus hijos se vieran sin recursos.

En este sentido, en los últimos años se ha venido registrando una tendencia a la baja en el número de denuncias interpuestas: en 2013 se contabilizaron 124.894 en toda España, un 14% menos que en 2008.

evolucion-denuncias-violencia-genero

En efecto, este descenso no significa, necesariamente que el problema de la violencia de género se estuviera mitigando, sino que podría ser, precisamente, un reflejo de la desconfianza en el mercado.

Así, un 91% de las encuestadas admite encontrar o haber encontrado en la crisis un freno para denunciar, siendo llamativo el alto porcentaje de mujeres que no tenía empleo en el momento de atravesar la situación de violencia (65%).

Esta tendencia descendente se rompió en 2014, cuando se registró el primer incremento desde que comenzó la crisis, alcanzando las 126.742 denuncias, un 1,5% más que el año anterior.

En el primer semestre de 2015, parece continuar este cambio de tendencia, con un ligero repunte del 0,34% en el volumen de denuncias interpuestas: 62.323 frente a las 62.110 del año anterior.

Según Francisco Mesonero, director general de la Fundación Adecco: “El aumento de las denuncias puede ser un indicador del incremento de la confianza de las mujeres, ante un mercado laboral que empieza a despertar. Desde la Fundación Adecco hemos notado una mejora global en el volumen de contrataciones, que también ha llegado a las víctimas de la violencia de género”.

En efecto, la Fundación Adecco ha generado, entre enero y octubre de este año, 260 empleos para mujeres que atraviesan esta situación, frente a los 212 del mismo periodo de 2014. En otras palabras, la contratación de mujeres víctimas de la violencia de género se ha incrementado un 23%.

Sin embargo, recalca Mesonero: “Esta mejora no quiere decir que podamos relajarnos y bajar los brazos, sino todo lo contrario. En un contexto de recuperación económica, es necesario reforzar la apuesta por el empleo de las mujeres víctimas, conscientes de que se trata de la herramienta fundamental para que puedan retomar las riendas de sus vidas. Sin ánimo de generalizar, pero basándonos en muchas experiencias, son profesionales que desarrollan de forma especial cualidades como la fidelidad al proyecto, el compromiso o la búsqueda de la estabilidad, constituyendo una fuente de talento imprescindible para nuestro mercado laboral”.

Diversidad regional en las denuncias por violencia de género

Continuando con la tendencia del año pasado, durante el primer semestre de 2015 las denuncias por violencia de género han experimentado un ligero repunte, del 0,34% a nivel nacional.

Sin embargo, la situación es muy diversa en las diferentes Comunidades Autónomas. Extremadura, Castilla la Mancha y Canarias han sido las regiones donde más han crecido, con incrementos del 22,6%, 12,5% y 5%, respectivamente.

Por otra parte, hay zonas de España en las que las denuncias han caído notablemente. Concretamente La Rioja, Asturias y Castilla León han sido las Comunidades donde más han caído, con descensos del 13,5%, 13,1% y 11,7%, respectivamente.

Así, y aunque más de la mitad de las regiones han registrado incrementos, no son pocas en las que ha continuado la tendencia descendente que se inició con la crisis, como se observa en la siguiente tabla.

violencia-genero-ccaa

El empleo, la mejor receta

Cuando se pregunta a las encuestadas por la mejor herramienta para combatir la violencia de género, la respuesta es casi unánime: un 81% de las mujeres víctimas cree que un puesto de trabajo es la solución para romper el vínculo con su pareja y poder empezar de cero.

Muy por detrás, un 9% opina que la mejor alternativa para erradicar la violencia de género es endurecer las leyes, seguido de un 6% que cree necesaria una mayor educación durante la infancia.

Por último, un 4% responde que la clave es promover más campañas de sensibilización en los medios de comunicación.

Según Francisco Mesonero, director general de la Fundación Adecco: “Esto no quiere decir que el trabajo sea una barrera infranqueable contra la violencia de género, pero observamos cómo se convierte en el mejor escudo protector, al eliminar el factor de dependencia económica, que muchas veces es el causante de que las situaciones de violencia se prolonguen en el tiempo”.

Las razones por la que el empleo se convierte en la mejor receta para poner fin a la violencia de género son las siguientes:

– Porque proporciona a las mujeres independencia económica, ayudándoles a romper el vínculo con su pareja.

– Porque incrementa su confianza en sí mismas, al sentirse parte productiva de la sociedad, mejorando su autoestima y fortaleza para poner fin a la situación.

– Porque amplía su círculo social, permitiéndoles conocer nuevas personas, así como fortalecer su red de apoyos.

– Porque posibilita desconectar del ámbito familiar y descubrir nuevas motivaciones.

– Porque se convierte en el mejor mecanismo preventivo para evitar que la situación de violencia se vuelva a producir en el futuro.

0
Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.