QuiénManda.es desvela los vínculos entre empresarios y políticos

CE8 octubre 2013
0

Quién Manda es un mapa del poder, un proyecto ciudadano de periodismo de datos que refleja visualmente los vínculos entre el mundo de los negocios y la clase política en España. Por medio de imágenes y utilizando fuentes públicas, visualizaciones de datos, artículos de investigación y tecnología semántica, Quién Manda permite conocer fácilmente las relaciones entre personas, empresas e instituciones.

Se trata del proyecto más reciente de la Fundación Ciudadana Civio y ve la luz tras ser una idea seleccionada en el concurso 123 Testing Innovation Fund de Global Integrity, una ONG internacional por la transparencia y la rendición de cuentas.

“En abril el presidente del Gobierno reconoció públicamente en el Congreso que, si alguien deseaba tener reuniones discretas con él, por su parte no había problema”, explica Eva Belmonte, periodista y responsable de proyectos de la Fundación Civio. “Nadie se extrañó, pero para nosotros sí supone un problema: demasiadas decisiones se toman a puerta cerrada. Quién Manda es un granito de arena más desde Civio para conseguir una ciudadanía mejor informada y con capacidad para exigir rendición de cuentas a quienes tienen la responsabilidad de tomar estas decisiones”.

En Quién Manda participan periodistas, programadores, diseñadores y ciudadanos que se han ofrecido a colaborar con la Fundación Ciudadana Civio. La web sale con cerca de 2.000 perfiles incorporados (entre personas, empresas y organizaciones), unos 2.500 vínculos entre ellos (nombramientos, relaciones familiares, coincidencia en patronatos y consejos de administración, distinciones recibidas y muchos otros) y unas 100 fotografías etiquetadas, que ponen cara a quienes circundan asiduamente los lugares donde se toman decisiones.

Además, una serie inicial de doce artículos de investigación explica en su contexto la colisión de intereses público-privados en los consejos de administración de cajas de ahorros, el peso de ciertas sagas familiares, casos en que la pertenencia a las juventudes de un partido o la creación de un cargo a medida pueden propulsar una carrera política, o la oportunidad que visitas papales y candidaturas olímpicas suponen para conocidos entramados empresariales, a menudo los mismos.

Quién Manda es un ejercicio de periodismo de datos. Su piedra angular es una combinación de tecnologías semánticas y periodismo de investigación, que comienza desde la misma extracción de los datos. Una parte mayoritaria de los cargos y relaciones que muestra Quién Manda han sido extraídos de forma automática de organismos como la CNMV (reflejando en este caso quiénes se sientan en los consejos de todas las empresas cotizadas) o de fuentes oficiales y verificables como el BOE.

La web está concebida para servir de herramienta de utilidad diaria para periodistas, investigadores, organizaciones cívicas y consultores de asuntos públicos, pero principalmente para cualquier ciudadano interesado en las conexiones que se producen en ámbitos de especial opacidad. Toda la información está sometida a un riguroso proceso de verificación y una API permitirá que cualquier ciudadano u organización pueda usar los datos que alimentan Quién Manda.

Cada semana Quién Manda publicará un artículo de investigación, dos o tres imágenes de encuentros entre políticos y empresarios, nuevas entidades y relaciones. “Para elevar Quién Manda a las cotas de rendición de cuentas que deseamos, pedimos a cualquiera que sienta afinidad por esta causa que participe”, señala Eva Belmonte.

“Necesitaremos ayuda para alimentar este repositorio del poder. ¿Vas a un campo de fútbol? Puedes sacar una foto al palco de honor, enviárnosla para incluirla en la web y etiquetar colectivamente a quienes presiden un evento. Detrás siempre existe una historia interesante”.

Para reunir recursos que permitan crecer a Quien Manda, Civio ha iniciado una campaña de microfinanciación colectiva. “Las aportaciones económicas de ciudadanos que exigen un trato consecuente de aquellos en quienes han depositado su confianza nos ayudarán mucho a mejorar la herramienta”, añade David Cabo, director de Civio y programador de Quién Manda. “No solo nos permitirían realizar más investigaciones, sino que podremos mejorar técnicamente la plataforma para que sean los usuarios los que puedan construir este fotomandón del poder, cargando y etiquetando fotos. Siempre con un proceso de verificación riguroso”.

Activismo cívico para regular el lobby

La Fundación Civio propone con Quién Manda una teoría de cambio que combina esfuerzos tanto online como offline. Para lograr una regulación eficaz de las actividades de lobby, en paralelo al desarrollo de la plataforma, Civio mantiene desde septiembre reuniones con representantes de todos los grupos parlamentarios. La propuesta inicial es que los cargos políticos hagan públicas sus agendas de trabajo y reuniones, y ya cosecha los algunos éxitos.

Chesús Yuste, diputado de Chunta Aragonesista, ha sido el primero en publicar íntegramente su agenda en su página web. Si se materializa la buena predisposición de varias formaciones -en particular las minoritarias- la web Quien Manda podrá mostrar de forma homogénea la agenda de trabajo y reuniones de buena parte del arco parlamentario.

Asimismo, los impulsores de la iniciativa reclaman a Moncloa que ponga a disposición de los ciudadanos el registro de entradas, como ya hace la Casa Blanca siguiendo criterios eficaces de transparencia.

0
Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. CHA-Congreso

    Gracias por la mención pero el nombre del partido es Chunta Aragonesista, es en aragonés, gracias y un saludo

  2. esther

    Gracias por la aclaración. Ya hemos corregido el error. Saludos.